martes, 10 de febrero de 2015

Bribones el juego de rol.

Un juego de pícaros asaltadores, arriesgados espadachines, pérfidos magos, osados ladrones, arrogantes bárbaros, bandidos sin escrúpulos, buscavidas, trovadores y otras gentes de mal vivir.
Así comenzaba la introducción del libro, pero antes de reseñarlo hay que remontarse a finales del siglo pasado.

El cómic de La Espada Salvaje de Conan se había quedado sin material americano y la editorial Planeta sacó una nueva colección llamada igual pero reiniciando numeración. La novedad, los autores ya no eran americanos, autores europeos dibujaban a Conan. 
Las colecciones de bárbaros brotaron como setas, entre ellas “Barbarian” y “The Realm” , ambas de la misma editorial Ultimate Comics.


Barbarian sería la colección en color y The Realm en blanco y negro, hay que destacar que The Realm es el spin off de Barbarian. 
Historia de Bribones en el primer número de Barbarian.

Mapa del mundo aparecido en The Realm



Ambas colecciones publicaban varias historietas en cada número a forma de seriales, destacando  Bribones que salía en Barbarian, cuyos creadores  eran Juan José Ryp a los lápices y El Torres de guionista. Sus personajes Bram y Comadreja vivían en una ciudad Gerada, una copia burra de Lankhmar o de Zamora de la edad Hyboria. Su primera aventura “El corazón de un Dios” que quedó sin finalizar.



Ambas colecciones se cancelaron a los 5 números para resurgir en Barbarian , mismo nombre para una publicación distinta, de tamaño revista se pasaba a tamaño comicbook y del color al blanco y negro, también decidieron comenzar historias nuevas, así que las aventuras de Comadreja y Bram quedaron inconclusas para comenzar una nueva historia “la maldición de la gallina” que también quedó a medias, ya que me quedé sólo con dos números, desconozco si salió un tercero, pero creo que no. Durante los dos números ya se hacía publicidad de un juego de rol ambientado en las regiones que los protagonistas del cómic deambulaban, el juego se llamaba The realm.


Un cómic muy divertido y aprovechable para partidas de rol.


En el 2001 salió un cómic o álbum en tapa blanda y color con la primera aventura de Bribones, “El corazón de un Dios”  donde se recopilaba toda la saga publicada en los 5 primeros números de Barbarian (los de color) pero la historia la finalizaba otro dibujante, Loren Lorente, de un estilo bastante diferente al de Ryp.

El Poderoso Crom ha reseñado la nueva edición del Cómic que se están publicando en USA.

Tengo que reconcer que el cómic me gusta, aunque los primeros  parecen una mezcla entre aventuras de Conan en Mundodisco y la mansión Playboy.

Y ya llegamos a la reseña del juego
La portada del libro, ríete tu del Traveller.

Año 2002 la editorial   Proyectos editoriales Crom publica el juego Bribones  y al mismo tiempo un suplemento llamado “La maldición de la Gallina” que incluía la pantalla. 

Los autores del juego son:
El Torres, dirección y supervisión.
Grupo ENROLPMA redacción y reglas.

Comparativa con un juego de la misma temática.

El manual de juego editado en rústica, 162 páginas, en blanco y negro dos columnas, un papel amarillento de mala calidad, unos márgenes negros muy exagerados (supongo que para aumentar el grosor del manual) e ilustraciones de diversa calidad, muchos de ellas extraídos de los cómics, hay que destacar las  ilustraciones de Víctor Santos. 

El manual no dispone de ficha de personaje, incluye una ficha separada y doblada, como si se hubieran olvidado de incluirla y la hubieran metido a última hora.
La ficha es una burda copia de una de Dungeons & Dragons tercera edición.


El sistema de juego que utiliza es el mismo que tenía el Aquelarre de la misma editorial pero con algunos cambios. Como no tengo el Aquelarre de Proyectos editoriales Crom no se exactamente que cambios son.

Si Bribones el juego de rol fuera publicado hoy en día hubiera generado polémica , por la ambientación gamberra , por las ilustraciones sexistas, o por algunas reglas que detallaré.

Los personajes femeninos podían optar por una regla opcional que les penalizaba en fuerza, y les bonificaba en destreza y en apariencia.
Rasgos de personaje, el jugador dependiendo de la edad tiraba un número de veces en una tabla de eventos, en los cuales te podían pasar cosas buenas, como sombra, que te daba un bonificador a esconderte, hígado de hierro otorgando bonificadores a beber alcohol, o malas como hemorroides, o  un trastorno sexual, la lista es muy larga y variada.

Hay que destacar otra regla opcional,  orientación sexual, donde hay un 50% de ser heterosexual, un 25% de ser homosexual y otro 25% de ser bisexual.

Sexo, Drogas y Alcohol, es el título de uno de los capítulos del sistema de juego.
Habilidades como Juegos de alcoba que determinan nuestra pericia sexual , junto con unas tablas que dependiendo de la tirada de habilidad te describían las consecuencias de tan acalorada acción.

También hay reglas de alcohol y drogas, advirtiendo en el apartado de drogas lo perjudiciales que son en la vida real, cosa graciosa que no mencionen la misma advertencia en el resto de los apartados del capítulo.

La ambientación es la típica de un juego de Bárbaros, aunque en los cómic había historias de elfos y enanos en el manual no los nombran.
Ilustración del mundo aparecida en el manual , mucho peor que el aparecido en el comic.



La maldición de la gallina, suplemento, editado en rústica, 68 páginas de las cuales 25 son la inclusión del cómic de mismo nombre, que ya fuera publicado en la segunda época de Barbarian. Incluye una aventura en tres partes muy sencilla y no muy destacable, cuyo arte interior es reciclado de los comics.

La pantalla es de cartón blando, a cinco cuerpos y de un tamaño muy inferior al que estábamos acostumbrados en aquellos años. La ilustración de la pantalla es muy sosa, pudiendo haber aprovechado cualquier otra del cómic, total por una más.



Juego totalmente innecesario, si te gusta la ambientación  puedes emular las aventuras de Bran y Comadreja con cualquier otro juego, yo dirigí “El corazón de un Dios” con el Conan D20 y funcionó a la perfección.